AHLAN WA SAHLAN
En este blog de árabe iré poniendo recursos y lecciones para ayudar al estudio de la lengua árabe fusha.
Para que no os perdais, mis lecciones estaran organizadas en las siguientes secciones:
fonologia - estudio de la lecto-escritura
gramatica -estudio del nombre
-estudio del verbo
sintaxis -estudio de la frase

El árabe "fusha" significa el "árabe claro" y se utiliza éste término para diferenciar el árabe estándar que se utiliza en todos los países de habla árabe del árabe dialectal que se utiliza en cada región.
Viene del verbo fasuha (فَصُحَ) que signifíca: ser claro, ser puro, o ser comprensible el habla. Entonces el árabe fasíh (فصيح) es tan claro de pronunciación y tan comprensible que no deja lugar a duda o confusión.

miércoles, 13 de octubre de 2010

Claves para traducir del árabe. 2

Otro de los elementos arcaizantes de la lengua árabe clásica es la escasa subordinación de las frases que van coordinadas, unidas por la conjunción copulativa, و “y” , esto se complica en árabe por la inexistencia de signos de puntuación. Una solución a la hora de traducir del árabe clásico al castellano, sería el uso del gerundio, inexistente en árabe, por ejemplo ذهب ومشى en vez de traducir “se fue y ando” traducimos “se fue andando”.
Otro problema al traducir del árabe es el verbo cuando no tiene sujeto o el sujeto viene detrás de verbo, esto puede inducir a error ya que el verbo no siempre coincide con el sujeto en número si va el verbo a principio de frase, por lo que en el uso del árabe mas moderno se tiene a anteponer el sujeto al verbo.
Otros elementos discordantes que nos podemos encontrar al traducir son:
Un artículo determinado invariable para todos los géneros y números y personas.
La inexistencia del artículo indeterminado.
Inexistencia del superlativo.
Oraciones copulativas sin verbo (conocidas como oraciones nominales)
Estos elementos y otros imposibilitan en la mayoría de los casos una traducción literal, por lo que debemos guiarnos la mayoría de las veces mas bien por el sentido de la frase.
Hunayn Ibh Isaac, célebre traductor de la escuela de Bagdad aconsejaba lo siguiente a la hora de traducir textos árabes a otras lenguas: “Traducir consiste en leer la frase y entenderla, y a continuación traducir con otra frase que diga lo mismo, tanto si las palabras coinciden como si no.”

3 comentarios:

Anónimo dijo...

siempre con temas interesante.
Muchas gracias ¡¡
Rosa

Raúl dijo...

Acabo de descubrir tu página y casualmente buscando información sobre un tema el cual queda un poco al margen de esta página. No obstante, tengo que darte las gracias por hacer que aquellos que de alguno modo u otro queremos profundizar en esta maravillosa lengua nos resulte más fácil y atractivo. Al igual que la satisfacción de encontrar a personas que inviertan su valioso tiempo en esta fantástica contribución al aprendizaje de árabe.
Un saludo y gracias¡

Cristina Newton dijo...

Esto resulta de lo más útil. Muchísismas gracias, Ambar. Toda la información que aportes al respecto será muy bienvenida y apreciada.